martes, 2 de agosto de 2011

Sección de Crítica de Libros: Antígona de José Watanabe

(Foto tomada de Flikr.com)

Antígona
José Watanabe
Editorial La caja negra
46 páginas

            Los clásicos son a veces descartados a cambio de la literatura contemporánea injustamente. Su lectura es en muchas ocasiones más que necesaria. No por ser dogmático o excesivamente académico, sino simplemente porque los clásicos profundizan una temática que muchas veces puede tener lecturas transversales.
            Por otro lado, recientemente Perú ha celebrado sus fiestas patrias. Quien no haya visto su colorido y esplendor no sabe lo que significa festejar los siglos de historia de un país.
            Para mezclar el estudio de los clásicos con la tradición literaria peruana tenemos la Antígona de José Watanabe.
            Este poeta peruano de la década del 70 reescribió el clásico de Sófocles con el fin de aliviar el dolor del país durante su época de terrorismo. La obra surgió a la par con las audiencias públicas de la Comisión de la Verdad y Reconciliación quienes buscaban aliviar al pueblo peruano y ayudarlos a identificar los desaparecidos y muertos en la guerra.
Watanabe
(tomado de librosperuanos.com)

 La Antígona de Watanabe fue confeccionada como un texto poético para ser representado teatralmente. La encomienda fue dada al grupo Yuyachkani. La idea consistió en llevar una obra que emulara a los peruanos en su recuperación luego de uno de los conflictos más sangrientos de América. Así, según el propio texto: “llegaron de campos y pueblos las ‘antígonas’…a buscar a sus muertos.”
El libro es corto y manejable. Su rico lenguaje no está expuesto en diálogos sino en versos lo cual da una experiencia mucho más lírica que la obra original. Sin embargo, Watanabe no alteró la trama, de esta forma, aquellos amantes de la Antígona original no estarán ajenos al conflicto trágico.
No obstante, la obra elimina el uso de los coros clásicos. Esta sustitución abre paso a la figura del narrador de la obra que curiosamente será también un sobreviviente del conflicto.
Watanabe ha recreado un texto con una suavidad lírica asombrosa. No es una escritura de excesos sino de versos muy completos donde la profundidad de los personajes es palmaria. Además, hay que recordar que el libro fue escrito especialmente para la compañía teatral Yuyachkani, una de las mejores en el mundo.
La Antígona de Watanabe brilla por su lenguaje, su construcción clásica y la manera en que entrelaza lo antiguo con lo moderno.
Se lo recomiendo a los amantes de la literatura clásica y comparada, los humanistas, dramaturgos y teatreros. Llevarla a escena en estos tiempos sería un ejercicio social y pedagógico. No obstante, esta edición sólo consta de 500 ejemplares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada